Una buena Nutrición, Es un mundo mejor.

Los siete primeros años de vida, son una vida entera. En estos primeros años, cualquier carencia, sea emocional o nutricional, se marcarán fuertemente en el cerebro de los niños y niñas, con consecuencias para su vida. Hoy en día lo sabemos, estudios científicos de todo el mundo lo corroboran en cada resultado: para una era de paz y armonía en el planeta, es esencial atender plenamente los primeros 7 años de la vida de los niños y las niñas. Y es amor, cuidado y alimento todo lo que necesitan. Entonces, ¿qué nos pasa?, ¿porque en el siglo XXI hay niños desnutridos en países desarrollados? ¿Porque  damos a los niños y niñas azúcar, grasas procesadas y comida rápida? Conversamos con el experto en nutrición Merwin Rivero Franco, para entender como una buena nutrición asegura una mejor salud, un mejor carácter, una mejor  comprensión del mundo y aprendizaje; es decir, cuando nos nutrimos bien, somos más felices.

La era del consumo y  las prisas

“Ha cambiado el estilo de vida, el nivel de economía que necesitamos para vivir es más elevado. Antes con un solo ingreso de dinero se podían solventar muchos gastos, permitía más dedicación a cocinar y preparar los alimentos. ¿Quién no recuerda la comida de nuestras abuelas?  Pero hoy en día las personas, por todas las otras ocupaciones, tenemos poco tiempo para hacer la comida, y disfrutarla. Para ahorrar tiempo, echamos mano de comidas pre-cocinadas, que solo tienen que meterse al microondas o hacemos cualquier cosa rápidas, o compramos comida en cualquier lugar. Estos actos nos alivian el tiempo, pero que no  nos nutren como lo necesitamos. En los niños, niñas y adolescentes repercute directamente en sus emociones, carácter y aprendizaje”. Nos explica Merwin.

La era de los procesados.

rganos-internos-lindos-59182032.png“La comida ahora es industrial y muy procesada, solo nos alimenta, es decir, nos da la suficiente energía para que el cuerpo siga funcionando, pero no nos nutre; no le da al cuerpo todos los elementos para que pueda defenderse de virus, bacterias y trabajar correctamente. La alimentación ahora  es más una industria que una necesidad básica. Tiene demasiadas grasas saturadas y carbohidratos,  y eso es muy malo, es causa de diabetes, obesidad, alergias, déficit de atención, hiperactividad, mala conducta, que tienen nuestros niños. Esto es síntomas de una mala nutrición, y desapareen cuando la mejoramos”.

Un cerebro bien desarrollado

los-rganos-internos-lindos-son-amistosos-y-felices-77775628.pngEl cerebro del niño se desarrolla fuertemente hasta los 7 años de vida, para volver a reestructurarse en la adolescencia. Cada nutriente que le damos al cerebro, tiene una función específica y cualquier déficit puede interrumpir el óptimo desarrollo. “El cerebro es agua y grasa en su gran mayoría, pero ¿qué tipo de grasa?, es la grasa azul, que llamamos Omega 3. El cerebro necesita gran cantidad de omega 3, además de Ácido Fólico, Hierro, Calcio, Complejo B, Zinc, Magnesio. Estos competentes se encuentran en alimentos como el aceite de oliva, en los frutos secos, en las semillas, en las legumbres, en las frutas y verduras, en los pescados de alta mar, por citar algunas. Pero tenemos que comer de todos, ya que se necesita de una dieta variada para cubrir todas las necesidades del cerebro”. Explica Merwin.

Si estoy bien, aprendo bien.

9788499882420.jpgEn los niños y las niñas, el aprendizaje de cosas nuevas fluye de manera natural, esto depende de muchos factores, y la buena alimentación es uno de ellos. Un niño o niña con una mala nutrición, presentara problemas de aprendizaje, déficit de atención, hiperactividad, dificultades motoras, dificultades en el habla, retraimiento, lentitud y torpeza en el movimiento, mala actitud, agresividad, rabietas, irritación, inestabilidad emocional. Merwin nos cuenta que “se ha comprobado que con cambios en la alimentación estos problemas mejoran considerablemente, por ejemplo introduciendo en la dieta complejos de vitamina B, Omega 3 y calcio. Además estos componentes ayudan al sistema nervioso y al sistema inmunológico, previniendo la enfermedad. Ya que si estas enfermo, o con una mala actitud, con un exceso de energía, entonces difícilmente puedes concentrarte y aprender. Entonces niños y niñas saludables son más felices”.

El agua nos da la vida

logo-nutricion-cesatPara Merwin, hablar de nutrición es hablar del agua. “Es un hábito que debemos enseñar a los niños, a consumir una buena agua. Tenemos un gran porcentaje de agua en el cuerpo y el agua tiene que estar rotando, entrando y saliendo, entrando y saliendo, ya que el agua tiene funciones tanto de amortiguación del cuerpo, como de transporte oxígeno. El agua transporta nutrientes a las células, y saca lo malo del cuerpo, entonces,  imagínate si no consumimos agua, pues queda un agua estancada en el cuerpo que al final se termina oxidando y se convierte en ácido, por ahí vienen muchas enfermedades. El agua que tomamos debe tener un sistema de tratamiento, preferiblemente que sea de carbón activo con luz ultravioleta. Muchas personas que me consultan mejoran considerablemente cuando mejoran el agua que toman”. Añade también que  “El agua de tubería no es recomendable, muchas veces es un agua muy acida, oxidada o  con mucho cloro, incluso cancerígena, y aunque se hierva, no garantiza que se eliminen todas las bacterias y metales  pesados. Hemos hecho estudios y se sorprenderán e las cosas que se pueden encontrar en el agua. Teniendo en cuenta que somos  un gran porcentaje de agua, debemos cuidarlo”.  

Para una buena alimentación de los niños, el ejemplo es la solución

ci4q3xauyae3lfs“Desayunar como una rey, comer como un príncipe y cenar como un mendigo, es un dicho popular muy cierto. Para introducir nuevos hábitos, es necesario hacerlo de manera paulatina, para no saturar al niño o crear rechazo. Se puede comenzar con una pieza de fruta al día, y poco a poco ir aumentando”. Merwin, además “debemos buscar siempre la buena calidad de los alimentos, más que la cantidad, y dejar de lado los alimentos procesados”. Pero el más fundamental es “ser el ejemplo de nuestros hijos e hijas, analizar de manera abierta nuestra dieta, y comenzar a cambiarla nosotros mismos. Normalmente los hijos nos emulan, podemos decir, la palabra solo se escucha, pero los niños siguen lo que nosotros hacemos. Si nosotros no nos alimentamos bien, no podemos obligar  a nuestros niños a alimentarnos bien. Porque ellos están viendo que nosotros no lo hacemos, entonces simplemente hay que comenzar con el ejemplo, es así se sencillo”.

Que la gente buena tenga poder

IMG-20161114-WA0017.jpgMervin estudia nutrición, el comportamiento humano, el sistema en que vivimos,  “y todo esto me ha llevado a donde estoy ahora,  que es ayudar a los demás a tomar el control de su vida y no dejarnos llevar por lo que  nos dicen, a buscar nuestras propios respuestas a nivel de alimentación,  usar nuestra libertad de escoger el camino lo más conscientes posibles, de saber que tenemos el poder de cambiar lo que sea que no nos guste.  Para mí lo importante es enseñar a la gente buena para que tenga poder”. Merwin es parte de un movimiento llamado The People Up, que son un grupo de profesionales transdisciplinarios, que gracias a la inteligencia colectica pueden ayudar al bienestar de las personas a nivel mundial.

Para consultar con Merwin Rivero Franco:

wassa  (+34)  64521 5659           gmail-2-24merwinrivero@hotmail.com

 

Para contactar con nosotros.

577434_306966279381730_241393659_n
sondevida@gmail.com (+591) 67738051        (+34) 622262014         (+1) 782-6125232

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s